Blog

20
Nov

Una de las mayores adiciones al S&P 500 en la última década.

El 16 de Noviembre del año en curso los voceros del S&P Dow Jones Índices anunciaron que Tesla $TSLA se uniría a su S&P 500. El índice bursátil más importante que rastrea a las 500 empresas estadounidenses de gran capitalización. La empresa se incorporará al índice el próximo 21 de diciembre.

Esta es una gran noticia para los seguidores de Tesla y un reconocimiento para una empresa de tecnología disruptiva en el frente de los vehículos eléctricos. Sin embargo, para Tesla ingresar al índice no ha sido fácil, para ello debió cumplir con ciertos criterios:

  1. La empresa debe ser lo suficientemente grande para merecer la inclusión (más de $ 8.2 mil millones de dólares en capitalización de mercado) Su capitalización de mercado es de más de $ 421 mil millones de dólares.
  2. Ser lo suficientemente rentable (cuatro trimestres consecutivos de ganancias).
  3. Tener suficientes acciones para flotar.
  4. Y, cumplir con ciertos criterios de gobierno corporativo.

Además de lo que asegura el legendario presidente del comité del S&P500, David Blitzer “la toma de decisiones humana, con sus matices y sesgos, a veces también es parte del proceso”. Finalmente llenó todos los requisitos cuantitativos y cualitativos del Comité del Índice y ahora hará parte del prestigioso S&P500.

La entrada al S&P 500 colocará a Tesla entre las 10 empresas más valiosas del índice, más grande que JPMorgan Chase $JPM y acercándose al valor de Visa $V. Tesla representará aproximadamente el 1% del índice y su inclusión traerá efectos como:

  • Impulsar una fuerte demanda a corto plazo de acciones de Tesla. No solo por parte de los fondos indexados que rastrean el S&P 500, sino posiblemente de los fondos administrados que se comparan con dicho índice.
  • En perspectiva, las estimaciones de S&P Dow Jones, basadas en la capitalización de mercado reciente, los fondos necesitarán vender otras posiciones por una suma de alrededor de $51 mil millones de dólares para comprar acciones de Tesla. Por otro lado, según la capitalización de mercado actual de Tesla, esto probablemente se traduzca en aproximadamente el 11,5% del total de acciones en circulación de la empresa y más del 13% del capital flotante de Tesla (acciones que cotizan en bolsa que pueden negociarse sin restricciones). Credit Suisse estima que los fondos pasivos tendrán que comprar alrededor de 95 millones de acciones, y los administradores activos aumentarán el total a alrededor de 125 millones de acciones.

    Como consecuencia del aumento en el precio de la acción, el profesor de la Escuela de Negocios Ross de la Universidad de Michigan Erik Gordon, advirtió: “La subida de precios (del lunes) significa que los jubilados y otros inversores individuales que ponen su dinero en fondos indexados verán que parte de su dinero se invertirá en acciones de Tesla a un precio incluso más alto que su controvertidamente alto precio previo al S&P. Es una desventaja de la inversión indexada para inversores conservadores”

    • Tener una gran parte de las acciones de Tesla en manos de inversores de índices pasivos podría eventualmente reducir la volatilidad de Tesla, la que ha sido propensa a grandes cambios en el pasado.
    • Aumento en el precio de los ETFs por la demanda de quienes quieren y les gusta la idea de tener una participación en Tesla.

    Al respecto de Tesla el analista de Morgan Stanley Adam Jonas escribió que: Tesla está «al borde de un profundo cambio de modelo, pasando de vender automóviles a generar ingresos de software y servicios recurrentes y de alto margen». Argumentó que el negocio de automóviles de la compañía proporciona un «boleto de entrada para desbloquear mercados direccionables totales mucho más grandes». La compañía ya obtiene algunos ingresos por servicios de cosas como infoentretenimiento premium y actualizaciones de rendimiento.

    Jonas estima que estas empresas representan alrededor del 1% al 2% de los ingresos de Tesla en la actualidad y que para el 2030, los servicios podrían representar más del 6% de los ingresos y del 18% al 20% de las ganancias antes de intereses, impuestos, depreciación y amortización.

    Agregó que «Valorar Tesla solo por las ventas de automóviles ignora los múltiples negocios integrados dentro de la empresa e ignora la creación de valor a largo plazo que surge de monetizar las fortalezas centrales de Tesla, impulsadas por el mejor software y servicios auxiliares de su clase», escribió Jonas. Argumentó que la compañía se beneficia de un «volante doble» debido a su posición de liderazgo en el mercado de vehículos eléctricos, lo que permite a Tesla «liderar la industria en recortes de precios para sus productos» mientras busca convertir a los propietarios de vehículos en «suscriptores» de Servicios de Tesla.

    Como puedes ver, Tesla es una compañía verticalmente integrada y con el reciente anuncio colocará sus acciones automáticamente en las carteras de: innumerables fondos de seguimiento de índices y muchos otros fondos administrados que tendrían que seguir su ejemplo para equilibrar sus tenencias. Igualmente, le proporcionará mayor visibilidad y un sentimiento de comodidad en las acciones de Tesla a ojos de inversores individuales. Pero, como siempre, te recomiendo antes de tomar cualquier decisión, estudia, analiza, infórmate lo que más puedas, forja tu criterio. ¡¡¡Edúcate y Libérate!!!

    Y tú, ¿Qué opinas al respecto?, cométame en la caja de comentarios:

    ¿Qué opinas de Tesla?

    ¿Tienes en tu portafolio acciones de Tesla?

    ¿Piensas incluirla, o prefieres irte por los ETFs que la tendrán?

    Te invito a darle “Me gusta”, comentar y compartir el artículo. Te auguro Éxito

    Nos Vemos en la Cima.

    José Vergara

    0

Deja una respuesta